Montar un gimnasio en casa

¿Ir al gimnasio o tener el gimnasio en casa? Éste es un dilema que se plantean numerosas personas a la hora de iniciarse en el mundo de la musculación, incluso aquellas que tienen ya una base y llevan un tiempo.

Está claro que el principal inconveniente de montarse un gimnasio en casa es que el precio es muy superior a lo que nos podríamos gastar yendo a un gimnasio ajeno. A la larga es rentable montarse un gimnasio en casa, pero muy a la larga. Si eres una persona que lleva metido en el mundo de la musculación años, montar un gimnasio en casa puede ser una sabia decisión.

f52

Elegir el espacio temporal en el que nos queremos ejercitar es una ventaja de montar un gimnasio en casa, pero no es el único, no tenemos que esperar a que otras personas terminen su serie. Además de estas ventajas hay que sumar una muy importante, no tener que salir de casa para hacer ejercicios de musculación suele ser un factor determinante a la hora de tomar la difícil decisión.

Al igual que tener las máquinas de musculación en casa supone ventajas, también supone desventajas. Algunas desventajas son:

– Careces de ayuda para realizar los ejercicios de musculación sobre todo de cara a las últimas repeticiones.

– Como ya he dicho antes, el precio es un factor muy importante.

– Compra máquinas con una calidad contrastada, no te fíes de máquinas baratas ya que te pueden resultar perjudiciales.

– Puede que no tengas el suficiente espacio para realizar pesas.

Si previamente has estado en un gimnasio ajeno y un monitor te ha enseñado a hacer correctamente los ejercicios, puede ser una buena opción montar un gimnasio en casa, pero si nunca has gozado de los servicios de un monitor de musculación no es recomendable ya que te puedes lesionar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.