La genética en el desarrollo de los músculos

Hay un dicho muy famoso que dice: ”El atleta campeón nace, no se hace”. Esta afirmación está basada en los ideales acerca de los cuales la genética ayuda en la práctica deportiva a la hora de destacar o ser uno más. Es cierto que siempre hay que luchar por aquellos sueños, pero en ocasiones la genética no ayuda o te lo impide.

Al igual que la genética ayuda a realizar determinados deportes porque somos más ágiles que los demás, porque somos altos, porque tenemos resistencia a las lesiones, etcétera. No solo la genética ayuda a la realización de muchos deportes si no que la genética en el desarrollo de los músculos cobra un papel especialmente importante.

f49

No todas las personas que invierten el mismo tiempo en el desarrollo de los músculos con la ayuda de los ejercicios de musculación consiguen los mismos resultados. La genética en el desarrollo de los músculos influye de la siguiente manera:

– Hay personas que no desarrollan sus músculos de forma directa, es decir, no acuden al gimnasio y tienen unos músculos más desarrollados con respecto al resto de la población que no realiza musculación.

– También las hay que poseen una fuerza mayor con respecto a los demás. Hay que recordar que hay diferentes tipos de fuerza, hay gente que posee una cantidad de masa muscular ínfima si la comparamos con su fuerza.

– Que dos personas respondan de diferente manera a un entrenamiento similar es denominado respuesta individual.

Asúmalo, tus genes son diferentes de los demás para mejor o para peor. No te compares con los demás y sobre todo no te desanimes si ves a otros progresar más rápido que tú, no hay dos personas iguales. Todo el mundo puede incluso triplicar su fuerza inicial, unos llegarán más rápido y otros de forma más lenta. Ten en cuenta siempre que la genética en el desarrollo de los músculos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.